martes, 30 de julio de 2013

Una colección de etiquetas de melón y sandía




En Agosto, sandía y melón
buen 
refresco
son




Miguel Sánchez y Carmelo Sacristán, o Carmelo Sacristán y Miguel Sánchez, son unas personas muy dinámicas y entusiastas que, después de mucho trabajo y dedicación, han conseguido que se les reconozca como los principales coleccionistas de etiquetas de fruta de España (mientras no se demuestre lo contrario). En Procoleccionismo ya les hemos dedicado un comentario hace un tiempo, en el apartado "Etiquetas fruta" podéis encontrarlo, pero ahora queremos referirnos solamente a su colección de melones y sandías. ¿Qué puede haber más fresco y apetitoso en un día de verano?
Las etiquetas las tienen clasificadas en primer lugar por países, y después por la razón social de la empresa, aunque no hay que olvidar que la misma empresa puede disponer de segundas o terceras marcas. En el caso de que se desconozca dicha razón social, se clasifican por orden alfabético.
A veces ocurre que empresas que tienen etiqueta propia de melones y sandías, encargan el envasado a otra empresa. En ese caso, se suele poner "Envasado por... ". Entonces, el criterio de clasificación que siguen Miguel y Carmelo es colocar las etiquetas en el archivo de la empresa envasadora.
Actualmente tienen 3976 etiquetas de melones españoles; 2833 de melones americanos; 1834 de melones franceses y 355 de melones italianos. En la categoría "Otros" cuentan con 350 etiquetas.
¿Hace falta explicar qué es un melón o una sandía? pues creemos que no mucho, porque son bien conocidos. Pertenecen a la familia de las cucurbitáceas, como las calabazas, calabacines, pepinos y algún fruto más. Las plantas de esta familia se caracterizan por ser enredaderas rastreras, de crecimiento rápido, con largos tallos leñosos. Los zarcillos brotan de los tallos y, arrollados en espiral, se agarran y enrollan en torno a los objetos cercanos para fijar o sujetar la planta.
El fruto es una cáscara dura que encierra una pulpa carnosa con abundantes semillas. Generalmente son de gran tamaño. Casi un 80 por ciento del melón es agua y, en el caso de la sandía, este porcentaje llega al 93%, no en vano en inglés el nombre que  se le da, es el de watermelon, y en alemán Wassermelon. Por cierto, que es curiosa la denominación con la que se la conoce en Italia a la sandía: cocomero, sin ningún parecido en otros idiomas (que sepamos). En francés, por ejemplo, se llama pasteque. Y en algunos países latinoamericanos también recibe otros nombres, como melancia, melón de agua, patilla... 
El origen del melón se sitúa en el sur de Asia, donde pueden encontrarse especies silvestres. Parece ser que procede exactamente de Irán. Por lo que se refiere a Egipto, consultadas diversas fuentes, hay una gran diferencia en la datación que se ofrece. En algún lugar hemos leído que se cultivaba en el tercer milenio antes de Cristo, y otros dicen que llegó a ese país unos 50 años antes de Cristo. Parece ser que fueron los mercaderes egipcios quienes lo llevaron hasta Grecia e Italia y entró en España de la mano de los árabes, que lo cultivaron en Andalucía y Levante. Actualmente se cultiva en todo el mundo, siendo sus únicos requisitos un clima cálido y poco lluvioso. 
Hasta hace poco más de una década, España era el principal exportador, pero en la actualidad el número uno indiscutible como país exportador corresponde a China. También ocupan un importante lugar en la producción y exportación, Irán, Turquía, EE.UU., Rumanía, Italia, Marruecos, India, Ecuador y Colombia. Por lo que se refiere a la sandía, se considera que es originaria de los países de Africa tropicales, y puede encontrarse en estado salvaje muy extendida por las llanuras africanas. En España se introdujo su cultivo en el siglo XIII, de la mano de los Cruzados. Actualmente China está a la cabeza de la exportación mundial, con un 60% de la misma, y le siguen Turquía, Grecia, Italia, España, Japón y Ecuador, todos ellos grandes productores.  
Aunque hay muchas variedades (galia, cantalupo, amarillo, etc.), en España los melones más consumidos son los llamados piel de sapo, que son ovalados y de piel verde algo rugosa y la carne entre blanca y amarillenta. Las etiquetas que llevan los melones son importantes para conocer la procedencia de la fruta, pues hay áreas geográficas que han alcanzado gran reputación, bien sea por el terreno en el que crecen, el clima del que se benefician o el modo en que se cultivan. 
Carmelo y Miguel tienen una estupenda web "Etiquetas de fruta" donde podréis aprender mucho más sobre estas cucurbitáceas, y donde los coleccionistas de etiquetas veréis cuáles son las que tienen repetidas, para facilitar posibles intercambios. También es muy interesante toda la documentación que ofrecen sobre la comercialización de estos frutos y la legislación vigente sobre el tema, algo que puede ayudar a comprender mejor la información de las etiquetas.
Nuestros coleccionistas consideran que las etiquetas de melones son de las más bonitas que hay, y es que, al menos a la hora de crearlas, no hay que preocuparse por el tamaño,  ya que hay suficiente superficie donde adherirlas (no es lo mismo la dimensión de una sandía que la de un kiwi), por lo que pueden presentar imágenes grandes y detalladas y textos bien completos.  
Por cierto, ¿por qué tienen tan mala prensa el melón y la sandía? Según el diccionario se le dice una "melonada" a una bobada y se aplica el nombre de "sandio o sandia" a una persona tonta o majadera, aquellas que además de faltas de inteligencia, son indiscretas e inoportunas.  Se dan como sinónimos de melón: torpe, necio, mendrugo, ceporro... Y de sandía: tonto, bobo. majadero, estulto. Lo más suave que hemos encontrado referido a una de estas cucurbitáceas es aquella canción de "Corazón, de melón, melón, melón, corazón...". Pues, bien, nos despediremos con este ritmo, refrescante y dulzón como el melón, para poner una nota veraniega a nuestro blog.



2 comentarios:

gato dijo...

son super chulas yo empece una coleccion que ahora mismo con gusto cambiaria,lo digo para quien le pueda interesar,además hace poco aqui en mi zona se a vuelto a promocionar el melon de oro con una etiqueta especifica

lacole dijo...

Hola, ¿de qué es la colección que cambiarías? ¿la que tienes es de etiquetas de melón?
Gracias por visitar nuestro blog.