lunes, 5 de octubre de 2015

Una colección de libros de Julio Verne



Dirigibles, ballenas, selvas, submarinos, la Luna, elefantes, naufragios, hielos...
 
Manel Ricart tiene una colección fantástica, y nunca mejor adaptado un calificativo a un tema, porque lo que él colecciona son libros de Julio Verne y, también, todos aquellos otros, de diferentes autores, que guarden alguna relación con la obra de Verne.
Julio Verne es el autor más traducido universalmente, después de Agatha Christy, así es que prácticamente lo coonoce todo el mundo. Pocos datos biográficos bastarán para situarlo en el tiempo y lugar donde vivió.
Nació en Nantes en 1825 y falleció en Amiens, en 1905. Su familia tenía una buena posición social porque su padre era abogado, pero él, que se vio obligado a estudiar la carrera, no tenía ninguna intención de seguir los pasos de su progenitor, porque quería dedicarse a la escritura. Visto que su padre no aceptaba este cambio de planes, decidió marcharse a París para vivir por sus propios medios, lo que significó mal vivir durante varios años.
Con la colección o serie de obras que obtuvo un verdadero éxito, después de sus intentos como poeta y dramaturgo, fue con "Viajes extraordinarios". Esta serie comenzó con "Cinco semanas en globo" en el año 1862, y se dejó de publicar en el año 1918, con "La impresionante aventura de la misión Barsac". Los últimos títulos salieron a la luz una vez fallecido Julio Verne  (1905) y su hijo intervino bastante en la corrección de esas obras, incluso parece ser que fue el único autor de la última publicada. Fueron un total de 54 títulos, entre ellos, algunos tan populares como "Viaje al centro de la Tierra", "20.000 leguas de viaje submarino", "La vuelta al mundo en 80 días", "Los hijos del Capitán Grant", "La Isla misteriosa"... muchas novelas que han quedado en la memoria colectiva.
Manel empezó con la colección en el año 2005 y ahora ya no está solo en eso, porque Dolors "la vive" tanto como él y la comparte. Actualmente han alcanzado la cifra record de más de 1700 libros dedicados a este tema.
El por qué empezó nuestro coleccionista a interesarse en Julio Verne se debe a un motivo un poco especial. El se dedica a montar espectáculos de marionetas y, con ocasión del centenario de la muerte del autor, pensó que sería oportuno ofrecer algo suyo. Para seleccionar la obra que mejor se ajustara a las representaciones en teatros y bibliotecas, empezó a consultar y comprar todo lo que encontraba sobre Verne, y así fue como sin darse cuenta se encontró a bordo de un dirigible extraño, que le paseó por el mundo, de arriba a abajo, de la mano de la ciencia y la fantasía. 
Porque eso es precisamente lo que Manel aprecia más en la producción de su autor favorito,  el espíritu aventurero de los protagonistas y su afán de superación. También le gustan mucho las descripciones de los lugares geográficos  donde transcurren las novelas.
Entre los personajes que prefiere, figura Mathias Sandorf , un noble magiar que lucha por la libertad de su patria, y su obra favorita es una no muy conocida, "Las aventuras de la familia Ratón".
Con el paso del tiempo Manel se ha ido interesando, además de por los libros, por toda una serie de cosas relacionadas con ellos, como pueden ser artículos de prensa, cromos, sellos, folletos de cine, etc. sin embargo los aspectos de la vida personal de Verne no le llaman especialmente la atención. Sí que se ha documentado sobre su biografía, pero a grandes rasgos, porque lo que verdaderamente le gusta es su producción literaria.
Para conseguir nuevos ejemplares, Manel y Dolors hacen lo habitual: tiendas y mercadillos de segunda mano, comprar por internet y en vacaciones procurar viajar al extranjero para poder adquirir versiones en idiomas distintos.
A Julio Verne se le considera precursor de la ciencia ficción, lo que quizás a él no le hubiera gustado demasiado, porque lo que intentaba siempre era fundamentar las visiones que su imaginación le ofrecía, en datos científicos. Desde muy joven parece ser que ya coleccionaba artículos relacionados con la Ciencia, y esa fue verdaderamente una de sus pasiones. Es sorprendente la precisión con la que predijo algunos sucesos.
El viaje a la Luna, que publicó en dos partes "De la Tierra a la Luna" y "Alrededor de la Luna", presenta varias coincidencias con el viaje del Apolo 8 en el año 1968. Por ejemplo, fue una misión llevada a cabo por los Estados Unidos, que partió desde Florida llevando a bordo a tres astronautas. Escaparon de la gravedad terrestre a una velocidad de 11 km por segundo e invirtieron en el viaje de ida 150 horas, aunque no pudieron aterrizar allí y tuvieron que regresar a la Tierra después de haber dado varias órbitas alrededor de nuestra planeta. Eso es lo que se llama visión de futuro.
Aunque Manel no conoce
a otros coleccionistas de este tema, sí que están en contacto con la Sociedad Catalana de Julio Verne, que vela por el conocimiento y la difusión de la obra del autor.
Julio Verne no fue feliz al final de su vida, suponiendo que lo fuera antes, y el desencanto que se adueñó de él lo plasmó en sus últimas obras, pero para entonces, millones de lectores ya se habían apasionado, y lo siguen haciendo, con las aventuras que él había imaginado y sus personajes. Los héroes de sus novelas derrochan inteligencia, ingenio, optimismo, valor y muchas otras cualidades.
Muchas de estas historias han sido llevadas al cine, como "Miguel Strogoff", "La vuelta al mundo en 80 días", "Las tribulaciones de un chino en China", etc. en ocasiones existiendo de ellas diferentes versiones. 



.


2 comentarios:

WORLD LOTTERY COLLECTOR dijo...

EXCELENTE COLECCION Y GRAN AUTOR, FELICIDADES MARIA CON TUS ENTREVISTAS MARAVILLOSAS.

Valeria Rodriguez dijo...

Hola,hace rato estoy buscando alguien interesado en comprar una colección de Julio Verne ,son 15 libros de la editorial sopena Barcelona del año 1931.conocen de algún coleccionista que este interesado? Dejo mi mail gussvall@Outlook.com gracias.